Celebración 

La tradición exigía que primero se degollara al animal y luego se diseccionara, empezando por la parte posterior. La carne se debía asar a fuego lento durante tres horas en un horno de piedra, de esta forma quedaría tierna y con ese sabor tan característico. La mesa se preparaba para doce comensales, uno por cada … Sigue leyendo Celebración